El Espíritu nos acompaña (Jn 16,5-11)

No estamos solos. El que nos hace compañía es de confianza, aunque misterioso e invisible. Poca gente se acuerda del Espíritu. Entonces ¿qué nos movería si no estuviera Él?

El Espíritu me susurra intuiciones, me sostiene en las dificultades, me señala caminos, me empuja en los desfiladeros, me ilumina el sendero, me cura las heridas, me sugiere la Verdad, me presenta testigos, me sacia la sed, me lleva sobre el mar.

No estamos solos. Dios Trinidad sigue a nuestra vera. Hasta el final.

Un abrazo fraterno – @scasanovam

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *