Día 35 #Cuaresma2017 #Éles

Estos pasajes de S. Juan son ciertamente misteriosos y, a veces, indescifrables. Es como si Jesús se enredara un poco pero, al final, el mensaje es claro. Él se presenta como «Yo soy». No hace falta recordar quién es «Yo soy»… ¿Moisés y la zarza? Con lo cual, el mensaje de Jesús es claro. Él es.

Ayer me preguntaba una niña en el colegio cómo se había manifestado Dios… Mi respuesta fue un nombre propio: Jesús. Jesús. Jesús. Jesús. Mirémosle. Fijemos nuestra mirada en Él, en la cruz, en su amor. Y dejemos que entre de pleno en nuestra vida.

Él es.

Un abrazo fraterno – @scasanovam

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *